Los mejores remedios caseros para la vuelta al curso

Ahora que agosto ha terminado y que el verano también está llegando a su final, no queda otra que ponerse manos a la obra y volver de nuevo a la rutina, ya que excepto algún puente que nos encontramos en el camino, toca esperar hasta vacaciones para disfrutar de otros días de vacaciones.

Una situación que puede llegar a ser verdaderamente estresante para mucha gente y nosotros lo sabemos, por ello hemos querido compartir contigo una serie de remedios caseros realmente efectivos, que te ayudarán a cargar las pilas y hacerte sentir con más fuerza para volver a la rutina. No te los pierdas.

Remedios caseros que harán que te sientas en plena forma

Nutrientes

Para recuperar fuerzas y sentirte lleno de energía, lo primero que debes hacer es incorporar a tu dieta una alta cantidad de nutrientes, ya que serán el mejor combustible para recuperar la energía.

Además, te recomendamos que al menos durante los primeros días, evites alimentos como los cereales, el azúcar blanco o los edulcorantes, ya que aunque es cierto que te pegan un buen subidón de energía rápidamente, también es cierto que luego el bajón es mayor, por lo que te costará mucho remontar el vuelo.

Adiós a la cafeína y al alcohol

Parece mentira, pero para recuperar fuerzas, deberías dejar aunque fuera por un tiempo el café, así como cualquier otra bebida con cafeína, además del alcohol. Una de las razones por las que podemos sentirnos sin energía, es debido a que nuestras glándulas suprarrenales están agotadas, siendo la cafeína y el alcohol las dos sustancias que más las debilitan.

Sustituye estas sustancias por otras que cuenten con nutrientes como el zinc, el magnesio o la vitamina C entre otras. Aumentarás tu energía y reducirás los altos niveles de estrés.

Aumenta el consumo de hierro

La falta de hierro suele ser otra de las principales razones por las que te sientes débil, por ello lo más recomendable es aumentar su consumo en la dieta. Para ello, puedes comer carne roja, que aunque no es demasiado recomendable, es una gran fuente de hierro. Las legumbres como las lentejas también son altamente recomendables.

¿Dónde duermes?

A veces el cansancio y la falta de energía también puede deberse a que el lugar en el que duermes no es el más adecuado para tu descanso. ¿Qué significa esto? Pues que es posible que sea necesario cambiar el colchón, que tu pareja ronque y no te deje descansar bien, que acostumbres a dormirte con la tele o el móvil, etc. Dormir bien es fundamental para rendir al máximo en tu día, más aún después de las vacaciones.

Energizantes naturales

También puedes probar a consumir energizantes naturales, que sin duda te harán sentirte muy bien. Y es que la naturaleza cuenta con un amplio abanico de sustancias que aumentan nuestras reservas de energía.

Algunos de los muchos alimentos que puedes consumir son la raíz de jengibre, la raíz de ginseng, el polvo de guaraná o las infusiones. Pruébalos y verás como notas los resultados en tiempo récord.

A.Casales