El sector de la cosmética y peluquería crece un 8% en Andalucía

La industria de la belleza está prosperando cada vez más en la comunidad andaluza. En los últimos años, el consumo de perfumes y cosméticos se ha incrementado en un 3,25% en España. En Andalucía se ha experimentado un crecimiento del 8% en estos sectores.

La imagen personal en redes sociales

Las redes sociales se han convertido en un escaparate para mostrar al mundo el estilo de vida de cada cual. Esto ha contribuido a que el cuidado de la imagen personal sea muy importante de cara a quien visite nuestro perfil. A esto se le suma el fenómeno “fashion blogger”, que son usuarios influyentes en el entorno digital que se centran en el mundo de la moda en general y tienen gran aceptación entre los internautas. Tanto es así, que se sitúan en la “élite” de la red y se convierten en la imagen de muchas marcas de belleza.

Tras esto, se advierte que las redes sociales generan bastante valor para esta industria. Gracias a ello, la cosmética del color se ha disparado a lo más alto, llegando a un volumen de ventas de 649 millones de euros en 2016. Aquí entra el maquillaje facial, para uñas, para labios, para ojos e incluso, el color del cabello. Sobre todo, se despunta el uso de pintalabios que aumenta en un 12%, debido a la moda “selfie”. Sin embargo, el color en general es una de las áreas de la cosmética que más interés despierta y que mayor posibilidad ofrece, como se puede observar en esta web.

Por otra parte, los consumidores abogan cada vez más por el cuidado de la piel. Tanto en la atención diaria, como en la toma de conciencia en cuanto a la protección solar. Esto se refleja en un 3,9% del incremento de la venta por año.

La cosmética, creadora de empleo

El mundo de la belleza representa el 0,2% del empleo total existente en España, creando así 35.000 puestos de trabajo de manera directa y 200.000 indirectamente. Todo ello, repartido entre diferentes establecimientos como son perfumerías, peluquerías, centros de belleza y farmacias. Aunque la mayor parte de las ventas se realizan en centros de gran consumo. Asimismo, los datos revelan que los españoles se gastan una media anual de 144 euros en este tipo de productos.

A esto también se le suma el auge de las exportaciones que se realizan dentro de este sector, en su mayoría a países de la Unión Europea (Portugal y Francia, sobre todo). Respecto a 2015 han subido un 6,4%, llegando a más de 3.500 millones de euros. La perfumería es lo más demandado, seguido de artículos de higiene personal y cuidado para la piel. En los últimos cinco años esas exportaciones han generado hasta más de mil millones de euros en España.

Las estadísticas apuntan a que tanto la cosmética como la peluquería seguirán desarrollándose progresivamente en los años venideros. Además, la tecnología tanto a nivel de difusión como para la invención de nuevos productos es una gran aliada para estos sectores.

A.Casales